BIENVENIDA A LA PÁGINA OFICIAL DE LA Asociación Argentina de cHONGOS

Yo quiero el CARNET!


17 de julio de 2009

La cuestión de la ex -Capítulo 1: Los cruces entre las ex

Hola a todos los chongos y gente que lee este blog. Es la primera vez que escribo, y quiero compartir con ustedes una cuestión que nos compete a todas o casi. La cuestión de la ex. Supongo que dará para varios capítulos, por eso puse "Capítulo 1"

Yo soy lo que se podría denominar la ex universal. Es decir, casi todas las tortas de Buenos Aires y muchas de otros lugares, son mis ex. Me considero una experta en estas cuestiones, así que espero contribuir con esto al bienestar de nuestra comunidad.

Hoy quiero hablar de la controvertida cuestión de los cruces entre las ex.

La ex más más despampanante que tuve, llamémosle Gloria, era una terrible perra, en todos los sentidos de la palabra. Gloria tenía un culo glorioso (prefiero hablar en pasado de las partes corporales de mis ex, justamente por los problemas de los cruces), sin desmerecer el resto de su cuerpo, que como habrán imaginado es la inspiración para el mote que le di con la intención de proteger su verdadera identidad.

Volviendo al culo de mi ex, que no sólo era glorioso en su aspecto sino también en sus características táctiles... el punto es que lo movía de tal forma que era capaz de enloquecer a cualquiera, y lo hacía. Creo que era como un deporte. La mina ponía el ojo en cualquier gila o gil (le daba igual), movía el orto, y listo: la gila (o el gil) caía en su embrujo. Por supuesto que eso no significaba que después le diera cabida a todo el mundo, obvio que para tocar ese culo había que laburar a lo loco, y yo lo logré. Fui la primera, me enorgullece decirlo. Yo, en cambio, tenía ya una larga colección de exnovias. Gloria tenía normalmente un séquito de gilas y giles que revoloteaban como moscas su culo de miel y como es de esperar, en algún momento de mi orgullo chongo al pedo, le quise poner los puntos. Me hice la guapa y ella, como no podía ser de otro modo, usó el encantador vaivén de sus cachas para dejarme de garpe con mi guapura. Y entonces apareció la Pitu.

La Pitu fue uno de los grandes errores de mi vida, un chonguito canchero que gracias si llegaba al metro de altura. No tenía muchas luces ni muchas tetas, pero era muy persistente. Normalmente soy un chongo que no se deja levantar (me gusta laburar), pero la Pitu me agarró muy al principio de mi carrera torteril, además en un momento de debilidad y falta de amor propio (me había dejado mi primera novia... con el agravante de que fue y se-ca-só, SE CASÓ, señoras! eso abatata al chongo más pintado). La Pitu es el famoso chongo oportuno, que gana porque su perseverancia la lleva a estar en el lugar indicado en el momento indicado.

Como se imaginarán, en esta oportunidad también resultó estar la Pitu en el lugar indicado en el momento indicado: es decir, a tres centímetros del culo de la que había sido mi novia hasta hacía tres minutos. La muy perra de Gloria, que percibía muy bien la mezcla de sentimientos de vergüenza y amnesia voluntaria que provocaba la Pitu en mí, no dudó un segundo en: ponerse de novia con la Pitu. DE NOVIA! No se la podía coger y listo?

La Pitu se quería casar, no podía creer ni ella tener las manos sobre semejante minón! Yo me quería matar y matarlas a ellas dos... el sólo recuerdo de esa imagen me provoca náuseas. En ese momento pensé que la situación de que tu ex se vaya con tu otra ex, o que te deje por otra de tus ex, es lo peor que te puede pasar. Después, Gloria volvió. Y eso fue lo peor de lo peor.

3 comentarios:

Abraxas dijo...

jajajajaja
Muy bueno, pero no se si sos consciente de que acabas de tirar una BOMBA.
Porque las ex dan para hablar, eh...
Afortunadamente, mis ex son una de cada punta y totalmente opuestas en los lugares que frecuentan, gustos y por ahora (no quiero escupir para arriba, vio?) POR AHORA ninguna de todas se me han crudzado entre si. Igual me imagino que en el 90% de los casos, me chuparía un huevo. Pero hay un cierto 10% que si se cruza haria que me quiera MATAR.
Besos!

Polilla dijo...

tarde o temprano te pasa son las leyes con las que se juega a este juego...jajaja

Violeta Chavela Vargas dijo...

Bueno, no es para tanto...hay cosas peores que una ex.
Por ejemplo,la ex de tu ex, que quiere hacerse tu amiga o cojerte para que pases a ser miembro del club de ex.
también hay otras cosas peores que una ex, como la madre de tu ex, la mascota de tu ex o la actual mujer de tu ex.
Ven? hay que ser optimistas.

Cómo preferís referirte a vos misma o a otras Tortas Chongo?

¿María Elena Walsh ES CHONGO? (pregunta sugerida por una lectora)